2006
2006
02/01/2007
Concentración de AMLO en el Zócalo
COYUNTURA: México – A un año de las elecciones del 2006
31/08/2007

ARTICULO: Oventik – Encuentro de los Pueblos Zapatistas con los Pueblos del Mundo

Encuentro de los Pueblos Zapatistas con los Pueblos del Mundo en Oventik © SIPAZ

“También soñamos por un mundo bueno, donde convivamos como hermanos. Ya no queremos más muerte, ni violaciones. Queremos vida para vivir. Que nuestros hijos e hijas tengan mejor ejemplo de todos los pasos que venimos trazando”
(Mesa de Mujeres, Caracol 1, La Realidad).

Encuentro de los Pueblos Zapatistas con los Pueblos del Mundo en Oventik © SIPAZ

Encuentro de los Pueblos Zapatistas con los Pueblos del Mundo en Oventik © SIPAZ

Del 30 de diciembre de 2006 al 2 de enero de 2007, se realizó en Oventik, Chiapas, el Encuentro de los Pueblos zapatistas con los Pueblos del Mundo, en el que participaron más de 2.000 personas de 47 países del mundo. También se reunieron más de 3.000 bases de apoyo zapatistas, cientos de promotores, más de 200 miembros de los 40 Consejos Municipales Autónomos, representantes de las 5 Juntas de Buen Gobierno, todos civiles así como varios integrantes de la Comandancia General del Comité Clandestino Revolucionario Indígena. En este Encuentro, más que los voceros tradicionales del EZLN, se escucharon las voces de hombres y mujeres, bases de apoyo, jóvenes muchos de ellos, que fungen como autoridades en las estructuras autonómicas zapatistas.

Cabe recordar que las comunidades zapatistas comenzaron oficialmente a gobernarse de forma autónoma meses después del levantamiento armado del EZLN, cuando se anunció la instauración de 30 Municipios Autónomos Rebeldes Zapatistas, regidos según formas propias de gobierno e ignorando a las autoridades constitucionales. Desde agosto de 2003, también se conformaron 5 Caracoles (estructura autonómica regional zapatista) y sus respectivas Juntas de Buen Gobierno (JBG), entre otras razones, por el incumplimiento por parte del gobierno federal de los acuerdos de San Andrés sobre derechos y cultura indígena, firmados con el EZLN en 1996. Si bien se aprobó una reforma constitucional en materia indígena en 2001, el EZLN y otras organizaciones consideraron que traicionaba el espíritu de los acuerdos. El movimiento zapatista decidió en consecuencia optar por la “autonomía por la vía de los hechos”, organizando su gestión en estas estructuras.

Encuentro de los Pueblos Zapatistas con los Pueblos del Mundo en Oventik © SIPAZ

Encuentro de los Pueblos Zapatistas con los Pueblos del Mundo en Oventik © SIPAZ

23 años después de la conformación del EZLN, 13 años después del levantamiento armado y a 3 años y medio de la conformación de los Caracoles, representantes nombrados en cada región expusieron cómo entienden y cómo construyen la autonomía en los aspectos de gobierno, educación, salud, derechos de las mujeres, comercio, comunicación, arte, cultura y tierra.

Representantes del Caracol I, La Realidad, explicaron lo que es la autonomía para los zapatistas: “…para nosotros es que el pueblo decide su forma de luchar u organizarse tanto política, económica y socialmente; es el pueblo que decide su forma de vivir basándose en su lengua y en su cultura… Nuestra forma de gobernar es diferente a la del mal gobierno; ellos son unos cuantos que deciden por todos, y los cuantos que deciden no deciden para beneficio de todos, sino que es a beneficio de ellos”. Los representantes del Caracol V (Roberto Barrios) también dijeron: “De esta manera inició el otro gobierno, un gobierno que mande obedeciendo, un gobierno del pueblo y para el pueblo.”

Encuentro de los Pueblos Zapatistas con los Pueblos del Mundo en Oventik © SIPAZ

Encuentro de los Pueblos Zapatistas con los Pueblos del Mundo en Oventik © SIPAZ

Las personas y colectivos del resto de México y del mundo compartieron a su vez sus experiencias de lucha y de organización. Para seguir construyendo puentes, un Encuentro Intergaláctico contra el neoliberalismo y por la humanidad está ya programado del 21 a 31 de julio del 2007 en los cinco Caracoles zapatistas. En la mesa sobre Autonomía, un representante del Caracol II (Oventik) expresaba: “Los pueblos indígenas rebeldes zapatistas, estamos dispuestos a seguir adelante en nuestra lucha, nuestra resistencia y nuestra rebeldía en contra de la globalización neoliberal del mundo, pero lo que más nos anima y nos alienta es este encuentro con ustedes, porque la unidad y la globalización de la rebeldía con los pueblos del mundo es la única esperanza que tenemos. Este es el camino que queremos avanzar y caminar juntos, la esperanza de un mundo mejor está en cada uno de nosotros, en cada organización, en cada pueblo y en cada nación”.