Actividades de SIPAZ (Del 15 de Enero a finales de marzo de 2006)
28/04/2006
"Hombre en la encrucijada", mural de Diego Rivera
COYUNTURA : México – ¿Dos presidentes?
30/11/2006

ARTICULO: Elecciones en la zona Norte, relativa tranquilidad

© SIPAZ

Para alguien que venga de fuera, el lugar puede tener algo de surrealista, casi como un viaje en el tiempo. Nos encontramos en una comunidad donde predominan todavía las casas de madera, entre las que puercos, gallos y otros animales caminan libremente, y por las noches se escuchan los saraguates. En un primer momento, lo único que nos recuerda la fecha, 2 de julio de 2006, son los afiches de los candidatos a la presidencia colgados en los árboles.

© SIPAZ

© SIPAZ

Un poco antes de las nueve de la mañana, el representante del IFE (Instituto Federal Electoral) llegó a la cancha de la escuela donde los responsables de instalar las casillas estaban todavía trabajando. Se veía estresado por la demora, y es que el comicio debió iniciarse oficialmente a las ocho. El caso es que existen “dos horas”: la “de Fox” (horario de verano) y la “hora de Dios” (en las comunidades no se cambia la hora). Conforme a la hora de Dios, eran sólo las ocho de la mañana. Unos quince minutos después se abrieron las casillas y las primeras personas en llegar empezaron a votar.

Habíamos llegado temprano para observar el arranque del proceso electoral. Desde lejos vimos la lucha de los responsables con la mesa y las tres cajas de plástico donde la gente tenía que depositar sus votos (para presidente, senadores y diputados). Nos hizo pensar en esos muebles que, se supone, fácilmente puedes armar sólo en tu casa, algo que siempre resulta más complicado que lo que parece en el dibujo de explicación, y terminan sobrando inexplicablemente algunos tornillos.

Mientras la gente se acercaba para comenzar a votar, los responsables de las casillas contaron los boletos de votación dos veces, pegaron pósteres con la explicación de cómo se debía votar, y llenaron una gran cantidad de papeles.

En cada casilla también se encontraban observadores de los partidos para vigilar el proceso electoral casilla por casilla. En esta comunidad había sólo representantes del PRD (Partido de Revolución Democrático) y del PRI (Partido Revolucionario Institucional). Por su parte, el PAN (Partido Acción Nacional) no tiene presencia relevante en esta zona.

© SIPAZ

© SIPAZ

El ambiente parecía casi festivo. En los años de mayor conflicto en la zona Norte de Chiapas, de 1995 al 2000, la polarización por filiación política era muy fuerte: por un lado, los priístas y, entre ellos, los adherentes a “Desarrollo. Paz y Justicia” (grupo acusado de paramilitar); y por el otro, la “oposición” (principalmente miembros del PRD y bases de apoyo zapatista). El recuerdo de esa época, en la que fueron asesinadas y desaparecidas más de 100 personas de la oposición, queda grabado en la memoria de la gente. El miedo de aquellos años seguía presente en los momentos previos al acto eleccionario. En este marco, recibimos el agradecimiento por nuestra presencia, que les ayudaba a sentirse más seguros. La gente tenía muy claro que no quería problemas. Los miembros de las bases de apoyo zapatista por ejemplo dijeron: “no nos dejaremos provocar ni vamos a provocar pero ojalá respeten nuestra decisión de no votar”.

En la zona Norte no se reportaron mayores incidentes. Sólo se presentaron algunas dificultades por la lejanía de las casillas o por el hecho de que algunos desplazados -la mayoría retornados- tuvieron que ir a votar a poblados predominantemente priístas, en muchos casos habitados por los que consideran como sus victimarios. Se dio el caso de gente de una comunidad fue a votar a la casilla más cercana. Al no aparecer sus nombres en las listas, se fueron a la siguiente comunidad para ver si allá podrían votar, sin que esto les parezca en absoluto “anormal“. Es también llamativo en este sentido que se asuman como muy normales y corrientes, lo que al fin y al cabo son “delitos electorales”, como la compra o coacción del voto en el marco de las campañas. Otro aspecto propio de la mayoría de las comunidades es que pocas veces existe el voto individual libre y secreto, en primer lugar porque todos se conocen, y en segundo lugar porque es frecuente que la decisión de voto se resuelva colectivamente en asamblea.

En el distrito al que pertenece la zona Norte, los resultados actuales dan la victoria a la “Coalición para el Bien de Todos” (integrada por el PRD, el Partido del Trabajo y Convergencia). Lo mismo ocurrió en la totalidad del estado de Chiapas, con una participación relativamente alta para este estado de un 49.37%.

  Total Estatal %
 logo_pan  186.373 17.66
 logo_pri  340.865  32.30
 logo_prd  460.910  43.68
 logo_alianza  6.922  00.65
 logo_alternativa  14.040  01.33
 logo_noregistrados  7.555  00.71
 logo_nulos  38.374  03.63
 Participación
Ciudadana
49.37 % 

Ahora la preocupación está dada por las próximas elecciones estatales (20 de agosto), con candidatos más “cercanos” y por tanto con la posibilidad de campañas más “agresivas“. Pero como nos dicen en las comunidades, “eso apenas comienza…”.