Actividades de SIPAZ (Marzo – Abril 2000)
31/05/2000
SUMARIO: Acciones Recomendadas
30/11/2000

ACTUALIDAD I: México, un nuevo mapa político

Nuevo Presidente de la República: Vicente Fox

El 2 de julio, Vicente Fox, postulado por el Partido de Acción Nacional (PAN) y el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) ganó las elecciones para la Presidencia de la República con 43.43 % sobre la votación total. Le siguió Francisco Labastida del Partido Revolucionario Institucional (PRI) con 36.88 % de los votos, y en tercer lugar, Cuauhtémoc Cárdenas del Partido Revolucionario Democrático (PRD), Partido del Trabajo (PT) y otras fuerzas políticas de izquierda con 17 %. Después de 71 años en el poder, el PRI deja la Presidencia. Ese mismo día por la noche el Presidente Zedillo reconoció el triunfo de Fox, al igual que los otros candidatos. La Alianza por el Cambio, representada por Fox, también obtuvo el mayor número de escaños en la Cámara de Diputados, no así en el Senado donde ganó el PRI (más detalles ver en los resultados).

Principales resultados del 2 de julio

Presidencia de la República

  • Vicente Fox (Alianza por el Cambio) 43.3% de votos
  • Francisco Labastida – (PRI) 36.8% de votos
  • Cuauhtémoc Cárdenas – (Alianza por México) 17.0% de votos

Cámara de diputados

  • Alianza por el Cambio: 223 asientos
  • PRI: 209 asientos
  • Alianza por México: 68 asientos

Senado

  • PRI: 60 asientos
  • Alianza por el Cambio: 51 asientos
  • Alianza por México: 17 asientos

Hubo una alta participación ciudadana en la jornada electoral: sufragó el 63,97 % de los 58.789.209 habilitados. Esta fiesta cívica no se vio opacada salvo por algunos incidentes que se registraron en varias casillas, sobre todo en las llamadas ‘especiales‘ puestas a disposición de las personas que no se encontraban en su circunscripción y que tenían capacidad para 750 boletas. Se vieron desbordadas por la afluencia masiva de electores, lo que generó protestas en diversos lugares del país.

Las organizaciones civiles avalan las elecciones

Diez organizaciones civiles y 860 observadores internacionales avalaron la limpieza de las elecciones federales del 2 de julio. Según ellos, las 350 denuncias que recibieron (la mayoría en zonas rurales) no invalidan los resultados obtenidos. Los organismos elogiaron la labor del Instituto Federal Electoral (IFE), aunque también propusieron perfeccionar la legislación electoral a fin de que se reduzcan las irregularidades y se sancione con más rigor los delitos electorales.

Previo a las elecciones, observadores internacionales representantes del parlamentarios y políticos de izquierda europeos habían comentado (revista Proceso No. 1234) que la alternancia en el poder era necesaria para hablar de democratización en el país.

Reacomodos post-electorales

En el interior del PRI, las reacciones no se hicieron esperar y, en un hecho también histórico, prominentes miembros del partido (incluso ex secretarios de Estado) criticaron abiertamente al Presidente Zedillo, señalándolo como responsable de la derrota electoral.

Por su parte, si bien Fox expresó su voluntad de conformar un gobierno incluyente y plural, algunas de sus declaraciones dejaron entrever que los partidos que lo postularon no tendrán mayor peso en la conformación de su gabinete.

Chiapas: Irregularidades en las elecciones federales

A fines de mayo, se hizo presente en Chiapas un grupo de observadores de Estados Unidos y Canadá. En el reporte que emitieron comentaron los riesgos que podrían causar la excesiva militarización en Chiapas con respecto a la inhibición del voto (de 30.000 a 50.000 soldados, según las fuentes). Posteriormente, el IFE pidió el acuartelamiento de los soldados y el retiro de alrededor de 50 retenes el día de la votación, lo cual se realizó.

El 23 de junio, el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) emitió un comunicado en el que declaraba que no obstaculizaría las elecciones ni la colocación de casillas electorales en zonas de apoyo zapatista, y que los zapatistas estaban en libertad de votar.

Finalmente, tres casillas no fueron instaladas en el III distrito de la cabecera de Ocosingo, considerada zona de influencia zapatista. Según un sondeo realizado en los municipios de dicho distrito, gran parte de la jornada estuvo marcada por la presencia en las calles de militares vestidos de civil. También hubo denuncias en el sentido de que dos días antes de las elecciones, se estaba repartiendo cheques del Programa para el Campo (PROCAMPO, un programa asistencialista del gobierno) con fecha 26 de mayo, por lo que las comunidades de ese lugar protestaron ante la clara intención de inducir el voto.

Asimismo, varias irregularidades fueron reportadas por la autoridad local del IFE en relación al retraso que hubo en la instalación de casillas, y a problemas ocasionados por la presencia de propaganda política del PRI en los lugares de votación.

Violencia en los Altos de Chiapas

En una emboscada del 6 de mayo en Chenalhó, cerca de la comunidad de Tzanembolom, hubo tres muertos y dos heridos; dos de ellos eran priístas y un joven de la Sociedad Civil Las Abejas. Efectivos del Ejército y de Seguridad Pública rodearon el campamento de desplazados de Polhó (municipio autónomo zapatista) para ‘buscar a los asesinos’. La Secretaría de Gobernación declaró que ese no era un asunto de la competencia de la Policía Federal Preventiva (PFP), sin embargo, días más tarde anunció el envío de cientos de efectivos al lugar.

Los Senadores del PRD integrantes de la Comisión de Concordia y Pacificación (COCOPA) calificaron la entrada de la PFP en los Altos como una alternativa represiva y algunos organismos civiles manifestaron su inconformidad con esta medida.

Emilio Rabasa, Coordinador para el Diálogo en Chiapas, advirtió que dichos operativos no tenían ninguna relación con un presunto ataque al EZLN, sino que su propósito era desarmar y vigilar las veredas y caminos. En este mismo contexto, el líder de la Confraternidad Nacional de Iglesias Cristianas Evangélicas (CONFRATERNICE), Arturo Farela, dijo que los asesinos eran “zapatistas declarados”. Por su parte, el Obispo de San Cristóbal, Felipe Arizmendi declaró que esta emboscada era un hecho aislado pero lamentable.

Por otra parte, condenaron a ocho años de cárcel a tres implicados en la masacre de Acteal (un general retirado y dos oficiales de Seguridad Pública).

El 13 de junio, fueron asesinados siete policías en una emboscada en la comunidad de las Limas en el municipio de El Bosque. Después de este hecho aumentó la presencia militar en la cabecera y en las comunidades cercanas, especialmente en Unión Progreso, sitio donde buscaron a tres campesinos zapatistas considerados sospechosos de ese asesinato. Los militares también rodearon las comunidades de Las Limas y Los Angeles. En este ámbito de sucesos, la PFP declaró que en esos lugares se realizaría la labor de inteligencia militar para determinar la identidad de los agresores. El EZLN se deslindó de la emboscada.

Una vez que se detuvo a Alberto Phatistán (un maestro de filiación priísta, presunto implicado en el asesinato), los priístas de la cabecera tomaron el edificio de la presidencia municipal para pedir su liberación.

Se denunció también la presencia de la PFP en las comunidades zapatistas de Ojo de Agua, Amador Hernández y Flor de Cacao, donde instalaron un campamento por cada comunidad. Por último, se ha podido determinar la presencia de este cuerpo policiaco en retenes ubicados en el municipio de Tila, donde actúan revisando documentos.

Obispo Felipe Arizmendi: primeros pasos

Después de su toma de posesión, el 1° de mayo, el Obispo Felipe Arizmendi visitó algunas comunidades de la diócesis. Ratificó la mayoría de los cargos en las vicarías, manifestando así una continuidad con la línea de sus predecesores. En varias ocasiones el Obispo manifestó que la presencia del Ejército en Chiapas era excesiva. Días antes de las elecciones hizo un llamado a votar. Luego, invitó a aceptar el voto ciudadano, y saludó la actitud zapatista como esperanza para el país.

En agosto: elecciones en Chiapas

Mientras tantos acontecimientos sacudían al país, en Chiapas la campaña para la elección de gobernador del estado (prevista para el 20 de agosto) cobró fuerza, particularmente la del senador ex priísta y hoy candidato de la oposición Pablo Salazar Mendiguchía. Al mismo tiempo, el hecho de que el PRI triunfara en Chiapas en estas elecciones federales (ganó la votación para Presidente de la República, las dos senadurías y 11 de los 12 diputados federales) es un hecho importante a la hora de hacer pronósticos sobre los tiempos por venir.

Acuerdos comerciales

El primero de julio entró en vigor el tratado de Libre Comercio con la Unión Europea. Este hecho quedó relegado debido al ambiente pre-electoral que vivía el país. Es de señalar que como parte del modelo económico establecido desde hace varios años, se continúan firmando acuerdos de este tipo. Por este motivo el Presidente Zedillo se entrevistó con los presidentes de El Salvador y Guatemala, con vistas a negociar una apertura económica similar con esos países.